El agua en los cultivos

El agua es fundamental para cultivar verduras y frutas, quienes poseen múltiples nutrientes que nuestro organismo necesita en el día a día. Ya sea que te dediques al cultivo o tengas un pequeño huerto urbano, el riego de los cultivos es primordial para la formación de nueva biomasa vegetal.

Algunos cultivos como la lechuga y el tomate están constituidos con un 90% de agua, donde claramente se muestra lo vital que es para producir más alimentos, pero, el agua también es un recurso escaso.

Por fortuna, la economía del agua y la producción de cultivos son compaginables gracias a las nuevas tecnologías, como lo es el sistema de riego por goteo de https://mundoriego.es/; quienes ayudan a aumentar la eficacia del uso del agua en la agricultura, lo que representa mayor producción de plantas gracias al agua consumida.

 ¿De qué trata el sistema de riego por goteo?

Es uno de los sistemas más eficaces, ha ganado mucha popularidad en la actualidad gracias a sus múltiples ventajas. Se trata de un sistema donde el suministro de agua es en forma de gotas de manera constante y uniforme, lo que permite que la zona radicular de cada planta se encuentre saciada por medio de reducidos goteros.

Estos sistemas se caracterizan por conducir el agua y los nutrientes a través de una red de tuberías con electroválvulas; las cuales controlan el paso de corriente para abrir o cerrar la válvula que regula el flujo de gotas con agua y fertilizantes para un uniforme riego de agua y nutrientes en la zona radicular de cada planta. Lo que además, también permite un mayor ahorro de agua y dinero.

El sistema de riego por goteo puede alcanzar un 90% o incluso 95% de eficiencia en el uso del agua para la producción de alimentos, mientras que otros tipos de sistemas solo alcanzan un 55-60%. Este tipo de sistema es muy distinto a los otros, es por ello, que debe ser instalado correctamente por personas especialistas, de lo contrario, puede ser todo un desastre.

Características del sistema de riego por goteo

El riego por goteo cuenta con diversas características, anteriormente fueron mencionadas algunas, mientras que en las más destacadas encontramos que:

Menor gasto de agua: sabemos que el agua es un recurso indispensable para los seres vivos, y que además es escaso. El sistema de riego por goteo es capaz de reducir las cantidades utilizadas.

Menor gasto de energía: con este sistema los costes de energía son mucho menores, debido a que el volumen de líquido que se requiere mover para cada riego es inferior.

Mayor eficacia en la aplicación de fertilizantes: mediante el sistema de riego por goteo se puede controlar las cantidades de fertilizantes necesarios para los cultivos, lo que permite un mayor ahorro en la inversión de abono para cubrir todo el terreno.

Reduce la aparición de malezas: el uso de este sistema reduce la posibilidad de que aparezcan malezas, por lo que existe un mayor control sobre ellas y se evitan realizar trabajos duros para eliminar las malas hierbas.

Se puede medir la presión del agua a través de los manómetros, para mayor eficacia en el riego.