Elementos de un proyecto escolar

Elementos de un proyecto escolar

Proyectos escolares para estudiantes

“Todo sonaba muy bien cuando nos hablaban de ello”, dijo Vega, pero cuando volvió a su clase, y sólo tenía sus apuntes como orientación, todo el esfuerzo se volvió abrumador. Eso no impidió que Vega lo intentara, pero el primer proyecto que ella y los profesores de su equipo pusieron en marcha no fue en absoluto como habían planeado.
El equipo se dio cuenta de que el jardín de la escuela se estaba muriendo y pensaron que sería estupendo que los alumnos diseñaran un nuevo sistema de riego. Pero a los niños no les interesó en absoluto el proyecto. Se limitaron a decir: “usad la manguera”. Vega no estaba del todo segura de que entendieran del todo el problema, pero se dio cuenta de que no estaban comprometidos con la solución, así que su equipo acabó abandonando el proyecto.
“Creo que nos abrió los ojos”, dijo Vega. Fue un claro ejemplo de por qué los estudiantes necesitan tener voz en el proceso de diseño, algo que Vega recuerda de su formación, pero que de alguna manera se pasó por alto cuando los profesores se sentaron a planificar. “Tenemos que tener esa conversación con nuestros estudiantes primero y preguntarles qué problemas estamos teniendo en Loma Verde. De esta manera, tienen voz en ese proceso”, dijo Vega.

Ideas para proyectos escolares

Un proyecto (o programa[cita requerida]) es cualquier empresa, llevada a cabo de forma individual o en colaboración y que puede incluir investigación o diseño, que se planifica cuidadosamente (normalmente[cita requerida] por un equipo de proyecto, pero a veces por un director de proyecto o por un planificador de proyecto) para lograr un objetivo concreto[1].
La palabra proyecto procede del latín projectum, del verbo latino proicere, “antes de una acción”, que a su vez procede de pro-, que denota precedencia, algo que se antepone a otra cosa en el tiempo (en paralelo al griego πρό) e iacere, “hacer”. Así, la palabra “proyecto” significaba originalmente “antes de una acción”.
Cuando la lengua inglesa adoptó inicialmente la palabra, se refería a un plan de algo, no al acto de llevar a cabo este plan. Algo realizado de acuerdo con un proyecto pasó a denominarse “objeto”. Todo proyecto tiene ciertas fases de desarrollo.
Un proyecto consiste en un esfuerzo concreto y organizado motivado por una oportunidad percibida ante un problema, una necesidad, un deseo o una fuente de malestar (por ejemplo, la falta de ventilación adecuada en un edificio). Busca la realización de un producto único e innovador, como un producto, un servicio, un proceso o, en algunos casos, una investigación científica. Cada proyecto tiene un principio y un final,[6]

Ejemplos de proyectos escolares

El aprendizaje basado en proyectos (ABP) es una pedagogía centrada en el alumno que implica un enfoque dinámico en el aula en el que se cree que los alumnos adquieren un conocimiento más profundo a través de la exploración activa de retos y problemas del mundo real[1] Los alumnos aprenden sobre una materia trabajando durante un periodo de tiempo prolongado para investigar y responder a una pregunta, reto o problema complejo[2] Es un estilo de aprendizaje activo y basado en la investigación. El PBL contrasta con la enseñanza basada en el papel, la memorización o la instrucción dirigida por el profesor, que presenta hechos establecidos o retrata un camino suave hacia el conocimiento, y en cambio plantea preguntas, problemas o escenarios[3].
John Dewey en 1902John Dewey es reconocido como uno de los primeros defensores de la educación basada en proyectos o, al menos, de sus principios a través de su idea de “aprender haciendo”[4] En Mi credo pedagógico (1897) Dewey enumeró sus creencias, incluyendo la opinión de que “el maestro no está en la escuela para imponer ciertas ideas o para formar ciertos hábitos en el niño, sino que está allí como miembro de la comunidad para seleccionar las influencias que afectarán al niño y para ayudarle a responder adecuadamente a ellas”[5]. [Por ello, promovió las llamadas actividades expresivas o constructivas como centro de la correlación[5] La investigación educativa ha hecho avanzar esta idea de la enseñanza y el aprendizaje hacia una metodología conocida como “aprendizaje basado en proyectos”. William Heard Kilpatrick se basó en la teoría de Dewey, que fue su maestro, e introdujo el método de proyectos como componente del método de enseñanza por problemas de Dewey[6].

Cómo planificar un proyecto escolar

Una visión general del aprendizaje basado en proyectosEl aprendizaje basado en proyectos (ABP) es una pedagogía dinámica y flexible que puede ser diferente para cada grupo de estudiantes en cada aula. Los elementos esenciales promueven un aprendizaje más profundo, un mayor compromiso y un trabajo de mayor calidad.Estos elementos incluyen:Cuando el PBL se programa y se organiza eficazmente, puede tener un impacto significativo en sus estudiantes y en las prácticas de enseñanza.Descargue la infografía del aprendizaje basado en proyectos (JPG 621.56KB).Versión en texto infografía del aprendizaje basado en proyectos.
Actividad – auditoría de las unidades de PBL existentesSeleccione una unidad de PBL de los enlaces siguientes y utilice esta plantilla para analizar la inclusión y la solidez de los elementos clave de PBL. Discuta los resultados con su equipo/supervisor/mentor. Puede que la rúbrica PBL Works para el diseño del proyecto le resulte útil para aclarar los elementos esenciales del PBL.