Qué ver en torremolinos

Merece la pena visitar torremolinos

En la costa sur de España, cerca de África, se encuentra Torremolinos. Originalmente era un pequeño pueblo de pescadores, pero en la década de 1950 empezó a convertirse en una popular escapada vacacional por sus playas de arena y sus agradables aguas azuladas. El idioma oficial de España es el español, pero el inglés también se habla mucho en esta zona debido a los muchos británicos que buscan el sol y que inundan la Costa del Sol. La moneda oficial es el euro. En lo que respecta al clima, éste ronda los 30 ºC en verano y los 60 ºF en invierno. Hay brisas frescas en verano y lluvias ocasionales en invierno.
La playa de la Carihuela es muy popular entre los turistas, ya que es una playa mediterránea de calidad con una arena y un oleaje preciosos. También cuenta con restaurantes y heladerías para disfrutar. La gente viene de todas las ciudades turísticas de la Costa del Sol para disfrutar de los clubes de playa de La Carihuela. Los restaurantes del paseo marítimo son muy populares por su deliciosa comida española. También hay una selección de casas de comidas internacionales en la playa que ofrecen cocinas de todo el mundo.

Playa de torremolinos

El municipio de Torremolinos está situado en la provincia de Málaga, en la comunidad autónoma de Andalucía. Forma parte de los municipios de la Costa del Sol, conocida por su buen clima. Entre todo lo que hay que ver en Torremolinos, destacan las opciones de ocio y las fascinantes playas. Otros pueblos que visitar en la zona son Casares, Marbella, Estepona, Fuengirola, Mijas…
Los barrios más tradicionales que ver en Torremolinos son el Centro, El Calvario, la zona del Bajondillo y La Carihuela. Hablamos de los distritos con más historia del municipio. Durante el siglo XX toda la Costa del Sol, incluida Torremolinos, experimentó un gran crecimiento urbanístico y demográfico debido al aumento del turismo. Esto provocó la aparición de otros pueblos como La Colina, Los Álamos, Montemar o El Pinillo.
Sin embargo, si lo que se busca es bullicio, la respuesta está en el centro, en la calle San Miguel. Es la calle peatonal más popular y concurrida del casco antiguo de esta localidad costera. Aquí se puede hacer de todo: turismo, compras, comer en los bares y restaurantes, pasear, descansar en los hoteles de la zona… De hecho, los comercios más emblemáticos se encuentran aquí.

Restaurantes de torremolinos

Lugar de asentamiento de las civilizaciones más antiguas del Mediterráneo, Torremolinos es hoy uno de los destinos principales de la Costa del Sol. El excelente litoral, combinado con el agradable clima, son sólo algunos de los atractivos que ofrece esta localidad andaluza.
A lo largo del año, la localidad disfruta al máximo de sus tradicionales ferias, fiestas y romerías. No hay que olvidar la gastronomía local, con el «pescaíto» frito como protagonista.
Las primeras noticias escritas de Torremolinos datan de 1489, época en la que los Reyes Católicos decidieron impulsar la repoblación del lugar conocido entonces como Torres de Pimentel. Años más tarde, en 1502, la localidad pasó a depender de la capital malagueña. Este enclave costero construyó algunos castillos y torres de vigilancia para protegerse de los ataques. El Castillo de Santa Clara, del siglo XVIII, fue uno de los más importantes de la localidad.
El mayor cambio experimentado por Torremolinos se produjo en la segunda mitad del siglo XX, cuando esta localidad pesquera descubrió el enorme potencial turístico de su extenso litoral y su suave clima. Desde entonces, Torremolinos se ha convertido en uno de los principales focos de atracción turística de la Costa del Sol, gracias a sus importantes instalaciones turísticas y a la calidad de sus infraestructuras.

Torremolinos inmobiliaria

Si visitas Torremolinos hay muchas cosas que puedes hacer, además de disfrutar de su estupendo clima mediterráneo y de sus magníficas playas, este municipio cuenta con bellos paisajes naturales y rincones románticos para disfrutar con tu pareja, un destino que puedes elegir para una escapada de fin de semana.
Lo primero que puedes hacer es descubrir todos los puntos de interés turístico de Torremolinos, como la calle San Miguel, la calle principal del municipio que baja hasta la playa y en la que encontraremos todo tipo de tiendas, desde zapaterías hasta joyerías, casas de cambio de moneda, souvenirs y si bajamos por la calle hasta el extremo sur, veremos la famosa Torre de los Molinos desde la que antiguamente vigilaban las costas y avisaban con tiempo cuando se acercaban invasores piratas o moros.
Otro paseo que merece la pena hacer es por el paseo marítimo, sobre todo al atardecer para no sentir tanto el calor y de paso elegir uno de los restaurantes para cenar. Encontrarás una gran variedad de opciones, desde cocina internacional hasta el típico pescaíto frito, ensaladas, etc… una cena para todos los gustos. Incluso podemos jugar una partida de minigolf (en la zona de Playamar o Pez Espada, justo al otro lado).